Enteroscopia: propósito, procedimiento y resultados

¿Qué es la enteroscopia?

La enteroscopia es un procedimiento que ayuda a su médico a encontrar y tratar problemas en el sistema digestivo. Durante una enteroscopia, su médico inserta un tubo delgado y flexible con una cámara conectada en su cuerpo. Esto se llama endoscopio. Por lo general, hay uno o dos globos unidos al endoscopio. Los globos se pueden inflar para ayudar a su médico a obtener una vista más cercana de su esófago, estómago y una sección del intestino delgado. Su médico puede usar fórceps o tijeras en el endoscopio para extraer una muestra de tejido para su análisis.

La enteroscopia también se conoce como:

  • enteroscopia de doble globo
  • doble burbuja
  • enteroscopia cápsula
  • enteroscopia push-and-pull

Los dos tipos de enteroscopia son superior e inferior. En una enteroscopia superior, el endoscopio se inserta en la boca. En una enteroscopia inferior, el endoscopio se inserta en el recto. El tipo de enteroscopia realizada dependerá del tipo de problema que el médico esté tratando de diagnosticar. Su médico le informará de antemano qué tipo necesita.

¿Por qué se realiza la enteroscopia?

La enteroscopia permite diagnosticar o evaluar enfermedades dentro del cuerpo sin hacer una incisión. Se usa comúnmente para detectar problemas en el intestino delgado o el estómago. Su médico puede recomendar la enteroscopia si tiene alguno de los siguientes síntomas:

  • un recuento alto de glóbulos blancos
  • tumores en el intestino delgado
  • conductos intestinales bloqueados
  • sangrado gastrointestinal anormal
  • daño intestinal por radioterapia
  • diarrea severa inexplicable
  • desnutrición inexplicada
  • resultados anormales de rayos X

¿Cómo me preparo para la enteroscopia?

Su médico le dará instrucciones sobre cómo prepararse para el procedimiento. Asegúrate de seguirlos cuidadosamente. Es posible que necesite:

  • dejar de tomar aspirina u otros medicamentos anticoagulantes
  • evite los alimentos sólidos y la leche después de las 10 p. m. la noche anterior al procedimiento
  • solo beba líquidos claros el día del procedimiento
  • Evite todos los líquidos durante al menos cuatro horas antes del procedimiento.

¿Cómo se realiza la enteroscopia?

Una enteroscopia es un procedimiento ambulatorio, lo que significa que puede irse a casa el mismo día del procedimiento. Por lo general, tarda entre 45 minutos y dos horas en completarse.

Dependiendo del tipo de enteroscopia que se realice, su médico lo sedará completamente o le dará un medicamento para ayudarlo a relajarse. Estos medicamentos se administrarán a través de una vena en su brazo.

Durante el procedimiento, su médico grabará un video o tomará fotografías. Estos se pueden revisar con más detalle después de que se realiza el procedimiento. Su médico también puede tomar muestras de tejido o extirpar tumores existentes. La extracción de cualquier tejido o tumor no causará ningún dolor.

Dependiendo del tipo de problema que tenga, su médico realizará una enteroscopia superior o una enteroscopia inferior. Una enteroscopia superior le permite a su médico ver y tratar la parte superior del sistema digestivo. Una enteroscopia inferior le permite a su médico ver y tratar la parte inferior.

Enteroscopia Superior

Después de adormecer la garganta, su médico le insertará un endoscopio en la boca y lo introducirá gradualmente a través del esófago y hacia el estómago y el tracto digestivo superior. Es posible que tenga una sensación de presión o plenitud durante esta parte del procedimiento.

A lo largo de la enteroscopia superior, deberá permanecer alerta. Es posible que su médico necesite que trague o se mueva para ayudar a colocar el tubo en su lugar. Si se encuentran crecimientos u otras anormalidades durante la enteroscopia, su médico puede extraer una muestra de tejido para un examen más detallado.

Enteroscopia baja

Una vez que esté sedado, su médico insertará un endoscopio con un globo en el extremo del recto. Una vez que el endoscopio llega al área que su médico desea ver o tratar, se infla el globo. Esto le permite a su médico obtener una mejor vista. Si se encuentran pólipos o crecimientos anormales, su médico puede extraer una muestra de tejido para su análisis.

Este procedimiento también se llama colonoscopia.

¿Cuáles son los riesgos de la enteroscopia?

Después del procedimiento, puede experimentar algunos efectos secundarios leves. Éstas incluyen:

  • dolor de garganta
  • distensión abdominal
  • náusea
  • sangrado menor
  • calambres leves

En casos raros, las personas pueden tener complicaciones después de un procedimiento de enteroscopia. Éstas incluyen pancreatitis, sangrado interno y desgarro en la pared del intestino delgado. Algunas personas también pueden tener una reacción adversa a la anestesia. Es por eso que la enteroscopia generalmente no se recomienda para mujeres embarazadas, personas con sobrepeso o personas con enfermedades cardíacas o pulmonares.

Asegúrese de llamar a su médico de inmediato si experimenta:

  • más de unas pocas cucharadas de sangre en las heces
  • dolor de estómago severo
  • un estómago hinchado y firme
  • una fiebre
  • vómitos

¿Qué significan los resultados anormales de la enteroscopia?

Los resultados anormales pueden indicar que el médico descubrió tumores, tejido anormal o sangrado en el intestino delgado. Otras posibles causas de una enteroscopia anormal incluyen:

  • una deficiencia de vitamina B-12
  • un virus estomacal o intestinal
  • Enfermedad de Crohn, que es una enfermedad inflamatoria intestinal
  • linfoma, que es un cáncer de los ganglios linfáticos
  • Enfermedad de Whipple, que es una infección que impide que el intestino delgado absorba nutrientes

Su médico programará una cita de seguimiento con usted para explicar el significado de sus resultados.