7 alimentos que aún contienen grasas trans

Las grasas trans son una forma de grasas no saturadas. Hay dos tipos: grasas trans naturales y artificiales.

Las grasas trans naturales están formadas por bacterias en el estómago del ganado bovino, ovino y caprino. Estas grasas trans constituyen del 3 al 7% del total de grasas en productos lácteos, como la leche y el queso, del 3 al 10% en carne de res y cordero y solo del 0 al 2% en pollo y cerdo (1, 2).

Por otro lado, las grasas trans artificiales se forman principalmente durante la hidrogenación, un proceso en el que se agrega hidrógeno al aceite vegetal para formar un producto semisólido conocido como aceite parcialmente hidrogenado.

Los estudios han relacionado el consumo de grasas trans con enfermedades del corazón, inflamación, colesterol LDL "malo" más alto y niveles de colesterol HDL "bueno" más bajos (3, 4, 5, 6).

Aunque la evidencia es limitada, las grasas trans naturales parecen menos dañinas que las artificiales (7, 8, 9).

Aunque la prohibición de las grasas trans de la FDA entró en vigencia el 18 de junio de 2018, los productos fabricados antes de esta fecha todavía se pueden distribuir hasta enero de 2020 o, en algunos casos, 2021 (10).

Además, los alimentos que contienen menos de 0.5 gramos de grasas trans por porción están etiquetados como que tienen 0 gramos de grasas trans (11).

Por lo tanto, mientras que las compañías de alimentos están reduciendo el contenido de grasas trans de sus productos, varios alimentos aún contienen grasas trans artificiales. Para reducir su consumo, es mejor leer las listas de ingredientes cuidadosamente y limitar su consumo de los productos enumerados a continuación (12).

Aquí hay 7 alimentos que aún contienen grasas trans artificiales.

Alimentos Grasas TransCompartir en Pinterest

1. Manteca vegetal

El acortamiento es cualquier tipo de grasa que es sólida a temperatura ambiente. A menudo se usa para cocinar y hornear.

La manteca vegetal se inventó a principios del siglo XX como una alternativa barata a la mantequilla y generalmente está hecha de aceite vegetal parcialmente hidrogenado.

Es popular para hornear debido a su alto contenido de grasa, que produce una masa más suave y escamosa que otras grasas como manteca y manteca.

En los últimos años, muchas compañías han reducido la cantidad de aceite parcialmente hidrogenado en su manteca vegetal, lo que ha hecho que algunas mantecas estén libres de grasas trans.

Sin embargo, puede ser difícil saber si una manteca está completamente libre de grasas trans, ya que las empresas pueden enumerar 0 gramos de grasas trans siempre que un producto tenga menos de 0.5 gramos por porción (11).

Para saber si la manteca contiene grasas trans, lea la lista de ingredientes. Si incluye aceite vegetal parcialmente hidrogenado, entonces las grasas trans también están presentes.

2. Algunas variedades de palomitas de maíz para microondas

Las palomitas de maíz son un aperitivo popular y saludable. Está lleno de fibra pero bajo en grasas y calorías.

Sin embargo, algunas variedades de palomitas de maíz para microondas contienen grasas trans.

Históricamente, las compañías de alimentos han usado aceite parcialmente hidrogenado en sus palomitas de maíz para microondas debido a su alto punto de fusión, que mantiene el aceite sólido hasta que la bolsa de palomitas de maíz se cocina en el microondas.

En particular, debido a los riesgos reconocidos para la salud de las grasas trans, muchas empresas han cambiado al aceite sin grasas trans en los últimos años.

Si prefiere variedades aptas para microondas, elija marcas y sabores que no contengan aceite parcialmente hidrogenado. Alternativamente, haga sus propias palomitas de maíz en la estufa o en un popper de aire, es simple y barato.

3. Ciertas margarinas y aceites vegetales.

Algunos aceites vegetales pueden contener grasas trans, especialmente si los aceites están hidrogenados.

A medida que la hidrogenación solidifica el aceite, estos aceites parcialmente hidrogenados se usaron durante mucho tiempo para hacer margarina. Por lo tanto, la mayoría de las margarinas en el mercado eran ricas en grasas trans.

Afortunadamente, la margarina libre de grasas trans está cada vez más disponible a medida que estos aceites se eliminan gradualmente.

Sin embargo, tenga en cuenta que algunos aceites vegetales no hidrogenados también pueden contener grasas trans.

Dos estudios que analizaron los aceites vegetales, incluidos el de canola, la soja y el maíz, encontraron que entre el 0.4 y el 4.2% del contenido total de grasas eran grasas trans (13, 14).

Para reducir el consumo de grasas trans de la margarina y los aceites vegetales, evite los productos que contengan aceites parcialmente hidrogenados o elija aceites más saludables como el aceite de oliva virgen extra o el aceite de coco.

4. Comida rápida frita

Al comer sobre la marcha, tenga en cuenta que las grasas trans pueden acechar en ciertas opciones de comida para llevar.

Las comidas rápidas fritas, como pollo frito, pescado rebozado, hamburguesas, papas fritas y fideos fritos, pueden contener altos niveles de grasas trans.

Las grasas trans en estos alimentos pueden provenir de algunas fuentes.

En primer lugar, los restaurantes y las cadenas de comida para llevar a menudo fríen los alimentos en aceite vegetal, que puede contener grasas trans que absorben los alimentos (13, 14).

Además, las altas temperaturas de cocción utilizadas durante la fritura pueden hacer que el contenido de grasas trans del aceite aumente ligeramente. El contenido de grasas trans aumenta cada vez que se reutiliza el mismo aceite para freír (15, 16).

Puede ser difícil evitar las grasas trans de los alimentos fritos, por lo que es mejor limitar la ingesta de alimentos fritos por completo.

5. Productos de panadería

Los productos de panadería, como magdalenas, pasteles, pasteles y rosquillas, a menudo se hacen con manteca vegetal o margarina.

La manteca vegetal ayuda a producir una masa más suave y escamosa. También es más barato y tiene una vida útil más larga que la mantequilla o la manteca de cerdo.

Hasta hace poco, tanto la manteca vegetal como la margarina estaban hechas de aceites parcialmente hidrogenados. Por esta razón, los productos horneados han sido tradicionalmente una fuente común de grasas trans.

Hoy, a medida que los fabricantes reducen las grasas trans en su manteca y margarina, la cantidad total de grasas trans en productos horneados ha disminuido de manera similar (12).

Sin embargo, no puede suponer que todos los alimentos horneados están libres de grasas trans. Es importante leer las etiquetas siempre que sea posible y evitar pasteles que contengan aceites parcialmente hidrogenados.

Mejor aún, prepare sus propios alimentos horneados en casa para que pueda controlar los ingredientes.

6. Cremas de café no lácteas

Las cremas de café no lácteas, también conocidas como blanqueadores de café, se usan como sustitutos de la leche y la crema en el café, el té y otras bebidas calientes.

Los ingredientes principales en la mayoría de las cremas de café no lácteas son el azúcar y el aceite.

La mayoría de las cremas no lácteas se elaboraron tradicionalmente con aceite parcialmente hidrogenado para aumentar la vida útil y proporcionar una consistencia cremosa. Sin embargo, muchas marcas han reducido gradualmente el contenido de grasas trans en los últimos años (17).

A pesar de esto, algunas cremas todavía contienen algo de aceite parcialmente hidrogenado.

Si su crema no láctea enumera este ingrediente, es probable que oculte pequeñas cantidades de grasas trans, incluso si se anuncia como "sin grasas trans" o indica 0 gramos de grasas trans en la etiqueta.

Para evitar las grasas trans de estos productos, seleccione variedades no lácteas sin aceite parcialmente hidrogenado o use alternativas, como leche entera, crema o mitad y mitad, si no está restringiendo los lácteos por completo.

7. Otras fuentes

Las grasas trans también se pueden encontrar en cantidades más pequeñas en una variedad de otros alimentos, que incluyen:

  • Papas fritas y papas fritas de maíz: aunque la mayoría de las papas fritas y las papas fritas de maíz ahora están libres de grasas trans, es importante leer las listas de ingredientes, ya que algunas marcas aún contienen grasas trans en forma de aceite parcialmente hidrogenado.
  • Empanadas de carne y rollos de salchicha: algunos todavía contienen grasas trans en la corteza. Esto se debe a la presencia de aceite parcialmente hidrogenado, que produce una corteza blanda y escamosa. Esté atento a este ingrediente en la etiqueta.
  • Pasteles dulces: Al igual que con los pasteles de carne y los rollos de salchicha, los pasteles dulces también pueden contener grasas trans debido a la presencia de aceite parcialmente hidrogenado en la corteza. Lea las etiquetas o, alternativamente, intente hacer su propia corteza de pastel.
  • Pizza: las grasas trans se pueden encontrar en algunas marcas de masa de pizza debido al aceite parcialmente hidrogenado. Esté atento a este ingrediente, especialmente en pizzas congeladas.
  • Glaseado en conserva: el glaseado en conserva se compone principalmente de azúcar, agua y aceite. Dado que algunas marcas aún contienen aceite parcialmente hidrogenado, es importante leer las listas de ingredientes, incluso si la etiqueta dice 0 gramos de grasas trans.
  • Galletas: aunque la cantidad de grasas trans en las galletas se redujo en un 80% entre 2007 y 2011, algunas marcas todavía contienen grasas trans, por lo que vale la pena leer la etiqueta (12).

El Punto Es…

Las grasas trans son una forma de grasas no saturadas asociadas con una serie de efectos negativos para la salud.

Las grasas trans artificiales se crean durante la hidrogenación, que convierte los aceites vegetales líquidos en aceite semisólido parcialmente hidrogenado. Las grasas trans también se pueden encontrar naturalmente en la carne y los lácteos.

Aunque la cantidad de grasas trans en los alimentos ha disminuido en los últimos años, y la prohibición de las grasas trans de la FDA entró en vigencia en junio de 2018, todavía se encuentran en algunos productos, como los alimentos fritos o horneados y las cremas de café no lácteas, debido a ciertas exenciones a la prohibición.

Para reducir su consumo, asegúrese de leer las etiquetas y verificar las listas de ingredientes para el aceite parcialmente hidrogenado, especialmente al comprar cualquiera de los alimentos anteriores.

Al final del día, la mejor manera de evitar las grasas trans es limitar la ingesta de comida rápida procesada y frita. En cambio, coma una dieta saludable rica en frutas, verduras, granos integrales, grasas saludables y proteínas magras.